All Those Excuses...

«En el país del mundo en que hay más comodidad para que un hombre sepa de otro, por la prontitud y seguridad de los correos, se halla la mayor dificultad para escribir éste a aquél. Si, como eres un moro que jamás me has visto, ni yo he visto, que vives a doscientas leguas de mi casa, y que eres en todo diferente de mí, fueses un europeo cristiano y avecindado a diez leguas de mi lugar, sería obra muy ardua la de escribirte por la primera vez. Primero, había de considerar con madurez lo ancho del margen de la carta. Segundo, sería asunto de mucha reflexión la distancia que había de dejar entre el primer renglón y la extremidad del papel. Tercero, meditaría muy despacio el cumplido con que había de empezar. Cuarto, no con menos aplicación estudiaría la expresión correspondiente para el fin. Quinto, no merecía menos cuidado el saber cómo te había de llamar en el contenido de la carta; o si había de dirigir el discurso como hablando contigo solo, o como con muchos, o como con tercera persona, o al señorío que puedes tener en algún lugar, o a la excelencia tuya sobre varios que tengan señoríos, o a otras calidades semejantes, sin hacer caso de tu persona; naciendo de todo esto tanta y tan terrible confusión, que por no entrar en ella muchas veces deja de escribir un español a otro.»

José Cadalso, Cartas marruecas (1793)

4 comments:

  1. 1793! Oh my goodness, so many! And today I was thinking of why I forgot to send birthday cards to two family members. Maybe, I can use one of those excuses. Ja ja ja

    ReplyDelete
    Replies
    1. It is easy to find excuse... :)

      (1793 means the year, when the text was written.)

      Delete
  2. Yes, the excuses were written so long ago, which made the post so interesting.

    ReplyDelete

Thank you for coming. All your comments make me extremely happy.